III. Videoelectrónica
El tiempo del ensueño.

1994

Tokio

El Padre de PlayStation

La primera consola que un día alcanzará los cien millones de unidades vendidas es idea de Ken Kutaragi, de la gigante Sony, el mismo que diseñara el procesador de sonido para el Super Famicom de Nintendo. En 1988, cuando ambas compañías estaban trabajando en una unidad lectora de discos compactos para SNES, el presidente Hiroshi Yamauchi había cancelado el acuerdo. Sony desarrollaba la tecnología de CD-ROM para la consola, pero pretendía retener todos los derechos sobre los juegos que Nintendo creara para ese formato, y esto era inaceptable. Yamauchi prefirió continuar el proyecto con Philips.

Herido en su honor, el presidente de Sony había aceptado la idea de producir una consola propia, incluso con la mayoría del directorio en contra, porque Sony no tenía experiencia en el mercado de videojuegos.

Ken Kutaragi había sido enviado a formar una nueva división, Sony Computer Entertainment, casi escondida en las entrañas de Sony Music, y durante años trabajaría con un equipo de ingenieros para darle vida a la pequeña máquina gris.

Y aquí está, en pleno lanzamiento en la ciudad de Tokio, con una fila de compradores esperando para llevarse una caja, y lista para saltar fuera de Japón al año siguiente. Tiene un CPU de 32 bits RISC R3000 @ 33.8 MHz, memoria interna de 2 MB, video capaz de mostrar 16,7 millones de colores en una resolución máxima de 640 x 480 píxeles, y sonido de 16 bits. Puede movilizar ciento ochenta mil polígonos por segundo. Es una consola pensada para juegos en 3D, que ya son moda con el éxito de Sega, Virtua Fighter. Guarda datos en una memory card y lleva dos controles ergonómicos. La unidad lectora de discos compactos sirve también como reproductor de música, y esto es un gran argumento de ventas: para el público, resulta más barato comprar un PlayStation que además de jugar le permite escuchar sus CD de audio que adquirir un reproductor suelto. Ese detalle también aplasta las ventas de la nueva consola Sega Saturn, que no tiene otra ventaja más que ser de 32 bits.

Por otra parte, Sony vende la consola casi al precio de costo, porque el negocio principal será la venta de juegos de terceras partes: solamente Sony puede manufacturar los discos –a razón de quince dólares por copia– que llevarán los títulos creados por sus socios estratégicos. Son muchos. Los grandes productores como Electronic Arts, Namco y Williams Entertainment se han acercado a Sony, atraídos por la posibilidad de desarrollar títulos con gráficos tridimensionales. El propio Bill Gates, de Microsoft, dirá otro día: a nuestros ingenieros les gusta la consola.

 


Marvin Clock

[211:225:240]   58, 83

Pin It

NAVEGACIÓN LINEAL | I. | II. | III. Videoelectrónica - 111 - 112 - 113 - 114 - 115 - 116 - 117 - 118 - 119 - 120 - 121 - 122 - 123 - 124 - 125 - 126 - 127 - 128 - 129 - 130 - 131 - 132 - 133 - 134 - 135 - 136 - 137 - 138 - 139 - 140 - 141 - 142 - 143 - 144 - 145 - 146 - 147 - 148 - 149 - 150 - 151 - 152 - 153 - 154 - 155 - 156 - 157 - 158 - 159 - 160 - 161 - 162 - 163 - 164 - 164.1165 - 166 - 167 - 168 - 169 - 170 - 171 - 172 - 173 - 174 - 175 - 176 - 177 - 178 - 179 - 180 - 181 - 182 - 183 - 184 - 185 - 186 - 187 - 188 - 189 - 190 - 191 - 192 - 193 - 194 - 195 - 196 - 197 - 198 - 199 - 200 - 201 - 202 - 203 - 204 - 205 - 206 - 207 - 208 - 209 - 210 - 211 - 212 - 213 - 214 - 215 - 216 - 217 - 218 - 219 - 220 - 221 - 222 - 223 - 224 - 225 - 226 - 227 - 228 - 229 - 230 - 231 - 232 - 233 - 234 - 235 - 236 - 237 - 238 - 239 - 240 - 241 - 242 - 243 - 244 - 245 - 246 - 247 - 248 - 249 - 250 - 251 - 252 - 253 - 254 - 255 - 256 - 257 - 258 - 259 - 260 - 261 - 262 - 263 - 264 - 265 - 266 - 267 - 268 - 269 - 270 - 271 - 272 - 273 - 274 - 275 - 276: Epílogo - 277 - 00.